Cada detalle de tu boda debe ser supervisado y las sillas deben estar acorde al estilo que has elegido para celebrar tu boda, en general los salones o los catering ya te ofrecen las sillas, pero si tu crees que no quedan bien con la idea que has planeado para tu fiesta, no dudes en buscar a los especialistas en este tema. 

Según tus preferencias, las sillas pueden ser un elemento decorativo más de tu boda o, por el contrario, mejor si pasan totalmente desapercibidas; te traemos algunas opciones que puede revisar y adaptar a tu vida y te des una idea para decorarlo. 

Sillas Tijera de madera 

Estas son un clásico y son ideales para las ceremonias, quedan geniales también en una boda de estilo informal y descontracturado, dichas sillas en blanco son perfectas para que queden “escondidas” junto al mantel blanco de las mesas. 

Tienen un plus, si tu gustas se pueden decorar; puede ser un moño, o cintas de colores que se te ocurran, o un pequeño bouquet o guirnaldas. 

Sillas tapizadas 

Si tu estilo es clásico y elegante, pero de líneas sencillas y delicadas, unas sillas con asiento y respaldo tapizado son el complemento ideal de las mesas de tu fiesta; este tipo de sillas se usan en ambientes modernos, minimalistas, donde nada debe tener una presencia muy exacerbada, sino que todo debe formar un conjunto delicado y sobrio. 

Sillas Tiffany 

Dichas sillas llegaron a mediados de la primera década del 2000 y nunca más se fueron; ya no son una moda, sino una tendencia totalmente instaladas para las bodas más elegantes pero dentro de un estilo descontracturado. 

Son ideales para bodas de estilo vintage, románticas y shaby chic. 

Además de que se pueden decorar igual que las sillas tijera, sumándoles glamour porque puedes conseguirlas en color oro, plata o incluso transparente, estas sillas Tiffany, son más modernas y son perfectas para una boda la decoración sea de estilo cool. 

Son unas sillas muy elegante, y tus invitados sabrán que son una fiesta con mucho estilo. 

Sillas Luis XV 

Las sillas Luis XV desde ya no son para todas las fiestas, este tipo de sillas deben ser utilizados en casamientos muy elegantes, con un estilo glamoroso y más formal. 

Las sillas Luis XV son muy pesadas visualmente, entonces deberás tener en cuenta que tu entorno, el tamaño del lugar, y el resto de la decoración, para sí poder evaluar si son las adecuadas. 

Si sin tu sueño este tipo de sillas, debes considerar que va recargar mucho el salón, puedes usarlas solo para los novios. 

 Ahora que si se te complica alquilar sillas a un proveedor externo y debes usar las sillas que ofrece el sitio donde harás la fiesta, las fundas son la mejor opción; un consejo más: no uses esas típicas fajas de colores ¡Ya pasaron de moda! Todo en un mismo color y puedes jugar con los colores en las flores o en otros elementos decorativos; así tus sillas ¡quedarán perfectas y discretas!