Muchos blogs de boda han hecho populares algunos términos en inglés, que tienen casi todo que ver con las tradiciones propias de los enlaces anglosajones, y que poco a poco se han ido adaptando a las bodas en el resto del mundo. Una de estas tendencias es el Savethe-date, una tajeta o comunicación electrónica, que se envía entre seis y doce meses antes de la boda, y que sirve de anuncio para los invitados de la fecha de enlace.

 

El Savethe-date no es la invitación propiamente dicha: no la sustituye ni la anula; después de enviar la tarjeta correspondiente, la invitación formal sigue vigente, y suele enviarse unos tres meses antes de la fecha, incluyendo el resto de datos importantes: horarios, etiqueta, planos y mapas, lista de bodas, cuenta bancaria. La tarjeta Savethe-date suele ser más informal, y sirve sólo como aviso: en inglés, save the date, significa de forma literal “reserva la fecha”, por lo que la única información es el anuncio de la boda (¡Nos casamos!), seguido de la fecha que hayamos elegido para pasar por el altar, sin especificar lugar para la ceremonia o el banquete. 

El estilo en tarjeta en caso de lo que sea, que pueden ser enviada por correo electrónico o en papel (dependiendo del presupuesto), suele servir también como avance del estilo que implicará la boda, aunque de una forma menos rígida que la invitación formal. Las tendencias: las tarjetas diseñadas a partir de las fotos de la sesión preboda, los clips de video y los diseños con ilustraciones artesanales, aunque existen otras variantes, como los sellos para imprimir manualmente cada tarjeta. 

El Save the date es muy útil para cuando el número importante de invitados –permiten cuadras las listas de asistentes mucho antes de los tres meses de rigor-, como un avance en las destination wedding que se celebra fuera del entorno habitual de los novios y conllevan multitud de detalles que deben cerrarse por adelantado, o en bodas con invitados que vengan de fuera, y que requieren saber con mucha anticipación cómo organizar sus reservas para poder con ustedes el gran día.